Una feroz granizada afectó los cultivos de trigo y maíz

Una amplia manga de granizo provocó graves daños en trigo y en maíz en varias localidades del sur de Santa Fe, norte de Buenos Aires y en el oeste de la provincia de Entre Ríos.

Así lo reportaron productores, entre otras regiones, de la zona de Villa Cañás (Santa Fe), Manuel Ocampo, Acevedo y Guerrico (en el partido de Pergamino) y en la zona cercana a Crespo (Entre Ríos). También hubo reportes de daños cerca de General Arenales, en Buenos Aires.

El fenómeno golpeó con el trigo a punto de cosechar en varias de esas regiones. Según un relevamiento de la Bolsa de Comercio de Rosario, en la zona agrícola núcleo los rindes venían con buen nivel pese a la falta de precipitaciones de los últimos meses.

«Los números que marcan las cosechadoras siguen sorprendiendo: los rindes promedian 40 quintales por hectárea. Si bien fue un invierno con muy pocas lluvias, el cultivo arrancó con los perfiles cargados y se hizo pensando en altas productividades. La excelente fertilización y los controles de enfermedades están teniendo mucho que ver en estos resultados», reportó la Bolsa rosarina.

Trigo a punto de ser cosechado en Villa Cañás

«La recolección del 48% del trigo de la región muestra un promedio de 39 quintales por hectárea, 5 quintales por encima del promedio de 2018», agregó la entidad.

Esto contrasta con los lotes ahora afectados y perdidos. Fotos que los productores compartieron en grupos de Whatsapp dan cuenta de este panorama por ejemplo en la zona de Villa Cañás, una de las regiones más productivas del sur santafecino.

«A los trigos que estaban esperando la trilla los trilló por completo», señaló Mariela Gallinger, presidenta de la filial Crespo de Federación Agraria.

La productora acotó que tras la granizada en zonas cercanas a Crespo los productores hoy se levantaron con el impacto del fenómeno en sus campos.

Maíz dañado por granizo en Crespo – E.R.

 

«La situación es muy triste; es lamentable levantarse y encontrarse con esto para los cultivos, proyectos de vida y cuentas (por las deudas)», expresó.

En algunos lugares se reportaron también daños sobre instalaciones y animales menores en los campos.

La sorpresa que se venía observando en algunos lugares con los rindes de trigo era una noticia positiva con relación a que por la falta de precipitaciones se redujo la estimación inicial de cosecha del cereal. En rigor, ahora se están previendo 18,5 millones de toneladas, 2,5 millones de toneladas menos respecto de lo aguardado hasta hace unos meses.

Por ahora no hay una estimación de daños por el granizo, pero se descuenta que sumará pérdidas al cálculo de cosecha total del cereal.

Fuente: La Nación | Imágenes – productores

Más información agropecuaria cliqueá aquí

Noticias relacionadas